Reseña: Origen de Dan Brown



La nueva novela de Dan Brown había creado muchas expectativas, sobre todo aquí en España y, en concreto, en Barcelona. El marketing nos prometía un misterio relacionado con la ciudad de Barcelona. Y bueno, una vez leído el libro te das cuenta cuánto poder tiene el marketing.

La novela no me ha gustado y creo que la saga del profesor Robert Langdon está ahogándose en su propio estilo. Me da la sensación que el método Langdon debe descansar.

No se le puede negar a Dan Brown de tener un estilo que favorece la lectura e impulsa a seguir leyendo, pero en este libro da la sensación de que a sobreactuado en este estilo.
Pero vayamos al concepto de que es una novela cuyo misterio se centra en España. Para mí esta afirmación es falsa, pues la trama en sí no se vincula a ninguna ciudad del país. Podríamos cambiar de país y tendría la misma lógica toda la trama, e incluso de ciudades. La novela se mueve entre Bilbao, algo de Sevilla, Madrid y Barcelona. Pero si pusiéramos Cádiz, Pamplona, Zaragoza y Badajoz tendría el mismo efecto y la misma validez. ¿Por qué digo esto? La trama y las pistas no se vinculan con las ciudades por su historia ni porque los edificios escondan algo por el significado de algún símbolo o en una escultura. Ocurre en las ciudades antes mencionadas por que el personaje principal, el científico y multimillonario Edmond Kirsch, decide dar a conocer un gran secreto en el museo Guggenhein de Bilbao y además reside en Barcelona. 

Comentaré ahora los puntos que, a mí personalmente y siempre siendo mi opinión, no me han gustado:

  • Estilo: ya sabemos que una buena premisa para mantener en vilo al lector es finalizar los capítulos con algún anzuelo para que quiera seguir leyendo, pero para mi gusto en este libro Dan Brown se pasa dejando preguntas, comentarios sin responder al final de los capítulos. Y además, en muchas ocasiones repitiendo el mismo concepto. A menudo cae en formas muy simples como que un persona va a decir algo y acaba el capítulo con una especie de "ahora te lo diré" y ya está.
  • Exceso de capítulos: no me quejo de los capítulos cortos, pero a veces se ve muy forzado algunos capítulos que no aporta nada.
  • Continuos cambios de personaje: Al inicio de la novela es una obsesión el continuo saltar de perspectiva de personaje, siendo cada capítulo un cambio continuo. Esto a mi me ha provocado poca fluidez en el ritmo de la novela.
  • Personajes: poco creíbles, vacíos, los secundarios se parecen mucho entre ellos, parecen esconder todos algo. Sobre Robert Langdon decir que es un personaje plano y que curiosamente, siendo un personaje de una saga, no tiene ninguna vinculación con lo que le ocurre en los otros libros. ¿Acaso no es el mismo profesor? Es increíble que tras el final de Inferno, en el que claramente Langdon tiene unas consecuencias, aquí ni se nombre. 
  • Los lugares y su importancia en la novela: Partimos de la ubicación del Guggenhein en Bilbao. Aquí el problema es que un tercio de la novela ocurre aquí. Se hace eterno y pesado. No es hasta la página 300 que aparece Barcelona. Aquí nos encontramos con solo 2 edificios referencias: La Pedrera y la Sagrada Familia. Sin embargo, no tienen importancia por lo que son, si no porque el protagonista esconde una de las pistas en un libro que posee en la Pedrera y resulta que ni siquiera se vincula con Gaudi, es un libro de un poeta inglés. Por eso digo que si cambias de ciudad, el resultado sería el mismo. Tampoco hay una contextualización de las ciudades a nivel de clima o social o político. No hay manera de identificarse con ellas. Madrid también es importante pero centrándose en el Valle de los Caídos, El escorial, El Palacio Real. Ah, también se vanagloriaron de Montserrat era parte de la trama: bueno, sale al inicio y porque hay un reunión allí pero nada vinculado con el lugar. Además, la descripción que hace del lugar para nada me hace sentir en aquella magnífica montaña y monasterio.
  • El contexto de España: cierto es que la ficción te permite crear y modelar la realidad a tu gusto, pero también creo que ha de permitir que el lector se identifique y sienta que se habla de su País. Dan Brown plantea un conflicto en España sobre la realeza y la religión que parece más una distopia que no una novela de misterio.
  • Religión: La constante mención a tramas referentes a la religión es ya cansino y parece guardar a algún tipo de trauma personal contra ella.
  • La trama: el asunto del misterio, de dónde venidos? y hacia dónde vamos? me parecía interesante, pero a medida que avanza la novela vas perdiendo interés, de tanto que se retrasa la respuesta y cuando finalmente llega la resolución, pues uno piensa: "y había para tanto?". 
  • Páginas: 635. Demasiadas. Sobran muchas que páginas, sobre todo de prolongación de incertidumbre al inicio que da la sensación que el libro no arranque nunca. Es un poco: "tengo que revelar algo, pero no lo diré ahora, después de la publicidad".


A mí parecer le falta fluidez, profundidad, verosimilitud y coherencia con el resto de la saga.

Puntuación: 1/5

Sinopis:


Robert Langdon, profesor de simbología e iconografía religiosa de la universidad de Harvard, acude al Museo Guggenheim Bilbao para asistir a un trascendental anuncio que «cambiará la faz de la ciencia para siempre». El anfitrión de la velada es Edmond Kirsch, un joven multimillonario cuyos visionarios inventos tecnológicos y audaces predicciones lo han convertido en una figura de renombre mundial. Kirsch, uno de los alumnos más brillantes de Langdon años atrás, se dispone a revelar un extraordinario descubrimiento que dará respuesta a las dos preguntas que han obsesionado a la humanidad desde el principio de los tiempos. 


¿DE DÓNDE VENIMOS? ¿ADÓNDE VAMOS? 

Al poco tiempo de comenzar la presentación, meticulosamente orquestada por Edmond Kirsch y la directora del museo Ambra Vidal, estalla el caos para asombro de cientos de invitados y millones de espectadores en todo el mundo. Ante la inminente amenaza de que el valioso hallazgo se pierda para siempre, Langdon y Ambra deben huir desesperadamente a Barcelona e iniciar una carrera contrarreloj para localizar la críptica contraseña que les dará acceso al revolucionario secreto de Kirsch. 

Perseguidos por un atormentado y peligroso enemigo, Langdon y Ambra descubrirán los episodios más oscuros de la Historia y del extremismo religioso. Siguiendo un rastro de pistas compuesto por obras de arte moderno y enigmáticos símbolos, tendrán pocas horas para intentar desvelar la fascinante investigación de Kirsch… y su sobrecogedora revelación sobre el origen y el destino de la Humanidad. 

ORIGEN se desarrolla íntegramente en España. Barcelona, Bilbao, Madrid y Sevilla son los escenarios principales en los que transcurre la nueva aventura de Robert Langdon. De la mano del autor de El código Da Vinci, el lector recorrerá escenarios como el Monasterio de Montserrat, la Casa Milà (La Pedrera), la Sagrada Familia, el Museo Guggenheim Bilbao, el Palacio Real o la Catedral de Sevilla. 









Comentarios

  1. Lo compré al poco de salir a la venta pero nunca me decido a leerlo porque me da miedo lo que pueda decir de España por falta de documentación (como ya le pasó en "La Fortaleza Digital"). Me atrae y me repele a partes iguales.

    Besotes

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

Personajes principales y secundarios

Los 9 elementos básicos de una novela

Reseña: El fantasma de la ópera de Gastón Leroux