Cómo hacer creíbles las acciones

Para poder asegurar la personalidad de un personaje, es aconsejable elegir "acciones" de varios tipos para que, con la suma de todas ellas, las características del personaje se pongan, claramente, de manifiesto. 
He aquí una serie de recomendaciones:

  1. No intentar exponer de una vez todos los aspectos de la caracterización de un personaje, concentrándonos en las primeras situaciones.
  2. No retardar demasiado la información sobre el personaje, ni distribuirla a lo largo de toda la novela, porque se diluiría, perdiendo impacto.
  3. Informar, primeramente, de las características más importantes y de las restantes a continuación, por orden de valores, de más a menos.
  4. Cuando la narración lo necesite, caso de tratarse de una novela sentimental, es importante que el espectador conozca a su tiempo el estado familiar de los personajes.
  5. El nivel social e intelectual del personaje es importante en la mayoría de las novelas, pues tiene relación con el entorno físico donde se mueve. El personaje rico debe vivir como un rico, y el inteligente hablar como lo que se supone que es.
  6. Dar información al lector sobre la profesión, o el trabajo, que el personaje habitualmente ejecuta, ya que ayuda a clasificarlo.
  7. Una persona no cambia de carácter en breves momentos, ni en breves días. Procurar que, una vez determinada una caracterización, no se noten altibajos incomprensibles en su desarrollo ya que el personaje parecería un lunático. 
  8. Seguir un proceso de perfeccionamiento de la caracterización, añadiendo nuevos toques informativos, si se teme que baje el interés por el personaje.
  9. En cada caso, en cada novela, según el tema, habrá de considerarse la posibilidad de escoger la manera de dar la información del carácter del personaje: puede hacerse de forma directa, o bien de forma velada para que el lector se anticipe y crea descubrirla gracias a sus perspicacia, o bien, de forma escalonada.
  10. No es importante el método, si el resultado es plenamente satisfactorio. Pero, es vital que todas las "acciones" que un personaje lleve a cabo estén siempre de acuerdo con su caracterización.

Comentarios

Entradas populares de este blog

Los 9 elementos básicos de una novela

Reseña: El fantasma de la ópera de Gastón Leroux

Reseña: La máquina del tiempo de H.G. Wells