La fórmula Terradas cruza el charco

Hoy es de aquellos días que el destino te regala una bonita historia. Bueno, ya hace unos días que se viene cocinando el regalo. 
Recibí un correo electrónico de una persona que no conocía con apellido Terradas,  Tacuabé, coincidiendo con el título de mi novela, La fórmula Terradas. Resultó que esta persona vive en Uruguay y me comenta que en dicho país se da mucho el apellido, que tiene origen catalán. El poder de internet le llevó a descubrir el título de mi libro y, claro está, le llamó la atención. Tanto, que desea comprarme unos cuantos ejemplares. Al leer el mail, se me eriza el vello de la nuca, pues desde el principio la novela ha ido acompañada de casualidades. Le contesto que estaré encantado de hacerle llegar los ejemplares, pero me dice que no será necesario pues un primo suyo está en Barcelona de vacaciones y ha de volver a Uruguay. Le facilito mi número de teléfono para que se ponga en contacto conmigo. Y así lo hace. Quedamos hoy por la mañana. Martin es una persona encantadora y amante de las historias. Mi sorpresa va en aumento cuando me dice que me compra 6 ejemplares. Me detalla que de los 6, uno irá a Manhattan (mi ilusión va en aumento) y el otro a Costa Rica, los demás en Uruguay. 
Saber que mi novela está por estos lugares me ilusiona más que si vendiera 1000 ejemplares. 
Como no, le firmé cada uno de los ejemplares y nos hicimos una foto que aquí os dejo.
Espero que los Terradas de Uruguay disfruten de la novela y les permita conocer la figura tan fascinante de Esteban Terradas.
Una historia digna de La fórmula Terradas.


Agradecer a Tacuabé Terradas y Martín Terradas el interés mostrado y el esfuerzo por adquirir los libros. 

Comentarios

Entradas populares de este blog

Los 9 elementos básicos de una novela

Personajes principales y secundarios

Reseña: El fantasma de la ópera de Gastón Leroux